Mousse de chocolate

Uno de los alimentos que más amamos es el chocolate y es que se trata de un sabor que puede ir combinado casi con cualquier cosa y que además de ser delicioso ofrece algunos beneficios para nuestra salud. Uno de los más notorios es el cambio de ánimo, comer chocolate aumenta la producción de endorfinas lo que a su vez incrementa la sensación de bienestar, así que para que consientas a tus hijos y sorprendas a tus invitados tenemos para ti los mejores consejos para preparar Mousse de Chocolate.
chocolate,azúcar,huevos,nata montada,
Para preparar la receta original y clásica necesitas:

  • 250 gramos de chocolate negro
  • 125 gramos de azúcar blanca
  • 3 huevos de tamaño grande
  • 220 gramos de nata montada o crema batida
Preparación:

Lo primero que debes hacer es colocar el chocolate en trozos en un recipiente  y este dentro de una olla con agua, para hacer que se funda debes colocarlo en la estufa  a fuego lento. Debes estar al pendiente de este proceso pues debes evitar que entre agua al recipiente que contiene el chocolate. Un método más sencillo de obtenerlo es fundir el chocolate con ayuda del microondas , sin embargo no es la mejor opción.

Después de fundir el chocolate debes retirar el recipiente del fuego y dejar que se enfrié un poco. Enseguida bate las yemas de los huevos, previamente separadas, junto con el azúcar. Asegúrate que el resultado sea una especie de crema blanca fácil de manejar.

El siguiente paso es mezclar la crema batida o nata montada con el chocolate fundido, puedes hacer esto con ayuda de una pala de madera  para asegurar su correcta incorporación. Una vez que hayas mezclado bien ambos ingredientes, incorpora las claras que separaste antes. NOTA: las claras deben estar montadas a punto de nieve. Mezcla estos tres ingredientes lenta y suavemente.

Con estos sencillos pasos es como queda listo el postre de mousse de chocolate, el último paso que debes seguir es colocar esta mezcla en copas de coctel o los recipientes de vidrio donde quieras servir y colocarlas en el refrigerador  o nevera por lo menos durante 4 horas para que se enfríen lo suficiente y se cree una consistencia parecida a la del helado.

Para decorar este platillo puedes añadir en la parte superior nueces en trozos, cereza, fresas, incluso más chocolate líquido o un poco de crema batida. Inspírate y sorprende a la mesa con lo mejor en postres.




Compartir en Google Plus
Comparte esta receta en tus redes sociales y no olvides sucribirte a nuestro canal de Youtube